Publicaciones

mayo 2015
L M X J V S D
« Abr   Dic »
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Usuarios online

Comentarios

Suscripción RSS

Archivo de mayo 2015

Más fotos de Puerto Montt

01 De paseo por Angelmó (1)
01 De paseo por Angelmó (2)
01 De paseo por Angelmó (3)
01 De paseo por Angelmó (4)
01 De paseo por Angelmó (5)
01 De paseo por Angelmó (6)

                                   Paseo por Angelmó

02 Picorocos o cracas XXL (2)
02 Picorocos o cracas XXL (3)

Los picorocos, tipo a las cracas de Azores, estos en talla gigante.

03 Tercera erupción del Calbuco (1)
03 Tercera erupción del Calbuco (2)
03 Tercera erupción del Calbuco (3)
03 Tercera erupción del Calbuco (4)

La tercera erupción del Volcán Calbuco, nos pilló en primera linea.

 04 Richard y Andrés

Richard y Andrés, pintor y mecánico que nos acompañaron durante más de un mes.

06 Zarpa el PRATI holandes (1)

            El PRATI holandés zarpa de Puerto Montt

 07 adiós Puerto Montt

Adiós Puerto Montt                                        

08 Canal Chacao (1)
08 Canal Chacao (2)

El canal Chacao y sus corrientes                          

09 14,5 kts con 5,9 de corredera

14,5 kts. de velocidad sobre tierra, la corredera, a la derecha, marca 5,91 kts. La diferencia de babero, 8,5 kts. la corriente a favor.

Maretón a la salida del Chacao

La travesía desde Puerto Montt a Valdivia, de menos de 200 Nm. tiene unas consideraciones especiales que hacen difícil cuadrar el momento de la partida. Ésta va a estar condicionada con el paso por el Canal de Chacao, que dista unas 40 Nm de Puerto Montt. Pasado el Seno Reloncaví y las islas Maillen, Guar y Peluqui, se arrumba hacia el W para cruzar entre el continente y la Isla Grande de Chiloé.

Justo al principio del Canal Chacao está la angostura que provoca fuertes corrientes. Dice la carta entre 4 y 9 Kts. Parece razonable hacer el cálculo de la salida para llegar en pleamar a la angostura. Para eso hay que programar la salida unas 7 horas antes de pleamar y a ser posible con luz diurna.

Así lo hicimos, soltamos amarras a las 9,00 hora local y bajo una lluvia, tipo gallego, suave y persistente, iniciamos la travesía a motor. Habíamos fijado este día de partida porque la previsión meteorológica de vientos, ya en el océano, iban a ser sures de entre 10 y 15 kts.

A medio día, según lo previsto, salió el sol. Sobre las 4 de la tarde, estábamos entrando en el Chacao, día precioso. La corriente a favor rápidamente nos alcanzó y lo que en un principio resultaba muy gratificante, comenzó a intranquilizarnos un poco. La velocidad sobre tierra fue subiendo alcanzando los 8, los 10, los 12 kts y poco después navegábamos con el motor a punta de gas a 14,5 kts. los remolinos y las corrientes daban susto, estaban por todas partes y nosotros sobre la alfombra voladora a toda pastilla. Y así, solo con susto, sin ningún problema, pasamos el canal.

A unas 5 millas de la salida empezamos a notar la influencia de la onda del Pacífico. En la salida la mar empezó a levantarse y poco después entramos en mar agitada, turbulenta y con olas entre 3 y 4 metros. Ola corta y frente casi escarpado. Las cabalgadas, subidas y bajadas de ola, espectaculares. Rueda en mano, puesto que el piloto automático no aguantaba el parche, fuimos negociando ola por ola, con la esperanza de que esa situación durase poco. No fue así, duró hora y media y se hizo interminable, en la carta íbamos viendo las sondas de 20, 30 y 40 m y nada mejoraba.

Viento, cero. Habíamos izado mayor a la salida del Chacao para ir preparados para el viento esperado.

La paliza duró hora y media. No encontrábamos justificación de ningún tipo a esa mar tan encrespada y turbulenta sin gota de viento. Sabemos por experiencias anteriores que cuando se enfrentan corriente y viento se forman los famosos escarceos. En este caso el viento era cero y la corriente a favor. En previsión normal no debería ocurrir nada.

El caso concreto es que el mar nos palizó duramente. Pasadas un par de horas y con sondas de más de 100 m. el mar empezó a quedarse un poco, aunque nunca en relación con el viento.

A las 7 de la tarde, casi de noche, hizo una tímida aparición el viento S. que llegó hasta 10 kts. Todo bien, génova abierto, mayor arriba y navegando entre 6 y 7 kts. Tres horas con ese tímido viento y después otra vez motor. Hubo ciertas alternancias a la largo de la travesía, pero en total las velas portaron durante 5 horas de un total de 32. Es decir, la previsión meteorológica falló. También nos resultó larga la noche, pues a las 7 de la tarde ya anochece y a las 8 de la mañana aún es de noche. A esto hay que sumarle que hace mucho que no navegamos día y noche.

A las 16 horas entrábamos por la amplia bahía de Valdivia y tomando el río Calle Calle, entre balizas, llegamos a la Marina La Estancilla, en el peor momento posible. El caso es que habíamos llamado para preguntar y nos dijeron que en ese momento no había ningún problema. La marea llevaba 2 horas de bajante y la corriente entre los pantalanes de la marina nos dificultó mucho el atraque. Los motores echaban carbonilla por el escape como si se fuesen a reventar. Finalmente, quedamos atracados y respirando hondo. Una hora después el río quedó en calma.

Cuando hablamos aquí con los otros navegantes de nuestra mala experiencia en la salida del Chacao, nos explicaron que había una situación especial. Estos días de atrás se produjo un ciclón tropical en las proximidades de la Isla de Pascua y las consecuencias están claras. Nos tocó la cola de este fenómeno, excepcional por estas latitudes. Ahora sí vemos la explicación a que corriente fuerte de salida y ola grande de entrada provocara el maretón que tuvimos en esos momentos.

Parece ser que esta situación fue anunciada y dada alerta a los puertos que dan al Pacífico, en Puerto Montt, como queda tan escondido, no nos enteramos de nada. Simplemente salimos con el meteo de viento y nada más. Coincide que esos últimos días no pudimos contactar por problemas de propagación, por la BLU, con la Rueda de Miguel que quizá nos hubiera apercibido del fenómeno.

Estamos en la Posición:

Latitud.- 39º 50´923 S

Longitud.- 73º 18´979 W

Esta va a ser la casa del PRATI para los próximos meses.

Ayer, jueves, hubo una tarde de sol que aprovechamos, trabajando contra reloj, para bajar las velas de proa y proteger con plástico negro la mayor dentro de su saco, como hicimos en Puerto Williams que resultó muy bien. Para hoy ya se anunciaban lluvias y encima las tenemos. Era muy importante guardar las velas bien secas como estaban.

En breve, cuando la señal de Wifi lo permita, subiremos las últimas fotos de Puerto Montt, incluyendo la tercera erupción del volcán Calbuco.